Home
El Eco
Noticias
Juridico
Senderismo
Conocer
Planos y mapas
La Asociacion
Estatutos
Enlaces
Contacto
Casas rurales, hoteles, cortijos,
y otros servicios
en el Parque

Visita nuestros Patrocinadores
  Camisetas de la Asociación
Diferentes tallas, modelos y colores
Descúbrelas
y cómpralas
 
Síguenos en

Webdesign: espacioazul.net

 
 
 
 

Entrevista a Claudio Lange

Con motivo de la exposición En bandeja en la sede de la A.C. Levantisca, hemos tenido la oportunidad de entrevistar a su autor Claudio Lange, y de paso conocer la profunda pasión por el arte, al que le ha dedicado toda su vida.

En 1981 descubre el paraje del Cabo de Gata y la cegadora belleza natural. Realmente buscaba un lugar alternativo a Grecia para disfrutar de la vida en familia, además encontraba en estas montañas similitudes con su Chile natal. Sobre todo el silencio y el perfume de las plantas.

Claudio nació en Santiago de Chile (1944), pero se verá obligado a exiliarse a Berlín (1974), donde se aplica al estudio sobre las ciencias de las religiones y se dedica en cuerpo y alma al análisis y creación artística.

Por su trayectoria biográfica, nos confiesa, "no tengo nada que ver con el ámbito universitario". Su vinculación con la interpretación y estudio de la escultura del románico, considerado como arte "anti-islámico", de propaganda al servicio de las cruzadas a Jerusalén, favorece la original definición de arte: "forma de aligerar el conflicto de la guerra permanente 'civil' impuesta por el mercado". El arte es una salida, una forma de propuesta para entender las luchas actuales (racismo, de género, generacional, económica, etc.) de un modo «fértil» basado en el juego, en la comunicación y en la investigación.

Distingue Claudio entre "arte bajo el yugo del neoliberalismo", cuyo canon lo establecen cinco familias neoyorquinas, frente al arte como salida renovada y como argumento contra la 'guerra civil'.

Con la exposición En bandeja pretende crear un ambiente donde lo ausente brilla, provoca al espectador a mirar, estar y sentir desde la orfandad de la dialéctica presencia/ausencia, desnudo/vestido. Al tiempo que invita a sostener y girar la bandeja pintada para descubrir sorprendido si aquello es pintura, escultura u objeto cotidiano. Claudio pregunta: ¿Cuántas dimensiones tiene una bandeja? Las vanguardias, los maestros Picasso, Mondrian, Miró invitan a pintar, juegan con las figuras, las descomponen, multiplican sus facciones (¿cuántas caras tenemos?).

 
 
 
  Fotos:
Claudio Lange © MG
Obras de Claudio Lange © MG
Obra de Claudio Lange © MG

No le interesa el arte 'comercial', la obra tiene que aportar junto a su valor material (pictórico) una dimensión espiritual (sentido) en diálogo (comunicación) que relaje la tensión de 'guerra civil', transformándola en 'guerra civil fértil'. La fertilidad resulta una exigencia del arte como promesa, de ahí que se identifique con una función seminal: arte y sexo. Las nuevas teorías psicológicas sobre el aprendizaje pre-natal replantean el problema entre el arte y la ciencia, cuya consecuencia más evidente es que nacemos sin estar listos y quien da cuenta de esa memoria perdida es el arte. De ahí la vuelta a la adolescencia, el placer de charlar con el pastor Caparrós, que habla un lenguaje arcaico, el rechazo al "parque temático natural" que deteriora el perfume, el silencio, la meditación.

Para Claudio más que un lugar de retiro, el Parque es sinónimo de tiempo libre, ámbito para la renovación, pues su centro de trabajo, su taller, se encuentra en Berlín. Aquí conoció a Juan Goytisolo, a quien entregó una novela inédita que mereció el siguiente juicio del escritor: "esta es una novela selva y hoy se publican novelas jardines"; también filmó un documental titulado L'océan plastique andalou.

De sus exposiciones destaca una en Sagabria (Croacia) donde propone un arte que piensa sin palabra, preverbal, prenatal. Y otra que alcanzó repercusión mundial en Pergamo Museum (Berlín) en la sección islámica.

En Carboneras ha realizado dos exposiciones; una en el Foro Abierto y esta última en la sala de exposiciones de la Asociación Levantisca.

Podemos asegurar que su obra no deja indiferente por la constante presencia de una propuesta que interpela al espectador reclamando una respuesta, ya sea por el mensaje, por los materiales empleados, por el diseño o por el color. Claudio pregunta, como Cernuda, confiado en que encontremos nosotros la respuesta.

Miguel Galindo