Limpieza y reinvidicación en Rambla Morales

El domingo 20 de octubre, se ha llevado a cabo una actividad de participación ciudadana y voluntariado ambiental en la Rambla Morales, dentro de los límites del Parque Natural Cabo de Gata-Níjar.

El objetivo de la actividad, diseñada y planificada antes de que se produjese la gota fría del 13 de septiembre con sus devastadoras consecuencias, era el de exigir que se cumplan las leyes en cuestión de gestión de residuos en la agricultura intensiva, base económica, junto al turismo, de nuestra provincia. Es cierto que en las últimas décadas se ha avanzado mucho dentro del sector, pero las evidencias, tras un paseo por cualquier rincón de nuestros espacios protegidos, son abrumadoras. Se pueden buscar cientos de excusas, culpabilizarse los unos a los otros, pero los residuos de la agricultura aparecen en nuestras playas, en las ramblas, en el corazón de la joya de la corona, nuestro P.N. Cabo de Gata-Níjar.

Foto: El Río de la Basura © Manuma Manuel Mata Oliver – WE LOVE NATURE

Una de los detalles a resaltar es que a pesar de las adversas condiciones climáticas con las que se despertó el día, 169 participantes de 25 colectivos conservacionistas, ecologistas, naturalistas, empresas privadas y a título personal participaron en ella. Y hay que destacarlo porque es importante que las actuaciones de esta índole, donde es más importante reivindicar la solución de los problemas que las toneladas de residuos recogidas, deben ser apoyadas por el mayor número de colectivos que se pueda. Las luchas individuales, sin repercusión antes y después de la acción, son importantes, pero hay que trabajar de forma conjunta y organizada para que se nos oiga y se nos tenga en cuenta.

Foto: Voluntarios y basura recogida © Asociación El árbol de las piruletas

No obstante, valgan como ejemplo los datos de los residuos recogidos en apenas cuatro horas de trabajo. A pesar de la rotundidad de los números, no dejan de ser un grano de arena comparado con todo lo que queda en la Rambla Morales y en otras ramblas de la provincia de Almería.

  • 3.020 kg recogidos en 302 sacos de basura de una media de 10 kg cada uno.
  • Más 172 garrafas de fitosanitarios.
  • Más 37 ruedas de diferentes vehículos, la mayoría de turismos, pero varias de ellas de camión.
  • Más 1 Frigorífico, 1 calentador, 1 bidón de 300 litros, 1 sofá, 1 estructura metálica para un recipiente de 500 kg y 3 palets.

Foto: En el Parque © Manuma Manuel Mata Oliver – WE LOVE NATURE

Foto: Voluntarios y basura recogida © Greenpeace

De los 302 sacos de basura, los compañeros de Greenpeace realizaron una auditoria para conocer el origen de los residuos de 25 sacos elegidos al azar, con un peso total de 137,4 kg. El 86 % provenían de la agricultura intensiva, en su mayoría plásticos y bandejas de corcho de los semilleros. En el 14 % restante se mezclaban botellas de plástico, vidrio, latas, y diversos materiales difíciles de clasificar provenientes de la actividad urbana.

Los números son demoledores, hablan por sí solos y evidencian uno de los grandes problemas que arrastra desde hace décadas la agricultura intensiva. Estamos seguros que muchos intentarán justificarlos por las condiciones especiales que se han producido con DANA, que por cierto son parecidas condiciones, con consecuencias similares para el medio ambiente, que ya se dieron en el 2012 y en el 2016, y que por desgracia se volverán a dar en los próximos años. Pero según datos facilitados por uno de los inspectores fluviales de la Junta de Andalucía, en uno de los cursos de verano de la Universidad de Almería, “en los últimos 30 años se han acopiado alrededor de 70.000 toneladas de residuos en las ramblas de Almería, de los que se han recogido solo 30.000”.

Foto: Rambla Morales © Manuma Manuel Mata Oliver – WE LOVE NATURE

El 17 de septiembre, cuatro días después de la gota fría, el Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía acordó adoptar medidas para paliar los efectos meteorológicos adversos. Gracias a ese acuerdo, se redactaron 21 proyectos (7 de actuaciones de emergencias, 7 de Coordinación de Seguridad y Salud y 7 de apoyo a las respectivas direcciones de obra). Uno de esos proyectos se correspondía a las actuaciones de emergencia en el subtramo fluvial de Rambla Morales, entre Barranquete y la playa del Charco.

Una nueva promesa que viene a unirse a los seis millones de euros que se iban a invertir en las ramblas de Níjar el año pasado. Lamentamos que los trabajos tengan que hacerse de urgencia, cuando el estado de nuestras ramblas evidencian la falta de compromiso con la conservación de nuestro entorno, de los delicados y singulares ecosistemas que hay en nuestra provincia y de la exclusiva biodiversidad que atesoran.

Foto: Voluntarios © Merce JC. – WE LOVE NATURE

Foto: Voluntarios © Asociación El árbol de las piruletas

Somos conscientes de que las prioridades son otras y la falta de recursos la excusa de siempre. Pero si el modelo tan exitoso que tenemos y defendemos no tiene la capacidad de gestionar los residuos que genera, de garantizar el agua para el futuro, más que exitoso deberíamos calificarlo como ruinoso e insostenible.

Desde los grupos conservacionistas, naturalistas, ecologistas participantes:

  • Exigimos de una vez por todas a las administraciones que planteen soluciones a largo plazo para el problema de la gestión de residuos, y no vayan poniendo parches y subsanando las urgencias que se van planteado por la falta de planificación estructural del modelo agrícola.
  • Nos ofrecemos a colaborar sentándonos a la mesa correspondiente, para intentar buscar el origen de los problemas y entre todos adoptar las soluciones que eviten la repetición de las vergonzosas imágenes como las que hemos visto tras la DANA.
  • Invitamos a que cualquier representante, de cualquiera de las administraciones, nos responda a las siguientes preguntas que nos hacemos en cada una de las acciones de sensibilización y educación ambiental que llevamos a cabo:

Foto: Basura recogida © Agata Verde

Foto: En el Parque © Manuma Manuel Mata Oliver – WE LOVE NATURE

¿Por qué se recogen, en cuatro horas, 3 toneladas de residuos en una rambla de un Espacio Protegido? ¿Cuál es la razón para que un mal gestor prefiera abandonar los residuos en cualquier lugar en vez de llevarlos a las plantas de gestión? ¿De quién es la responsabilidad de los residuos que se generan: del agricultor, de los gestores, de las administraciones? ¿Son las sanciones económicas la única forma de acabar con esto? ¿Estamos preparados para valorizar todos los residuos que generamos? ¿Son las administraciones las que deben recoger esos residuos? ¿Sirven de algo estas acciones puntuales de sensibilización; son necesarias?; ¿Qué puedo hacer yo como productor, como gestor, como administración, como ciudadano?

Foto: Limpieza del 13 de Octubre © Merce JC. – WE LOVE NATURE

Mientras llega la invitación y las respuestas a nuestras preguntas, seguiremos con nuestro trabajo de denuncia, sensibilización y conservación de nuestro entorno. Porque estamos convencidos de que la participación, el compromiso social y cultural de la sociedad civil es una manera de cambiar lo que nos rodea, de hacer un mundo más justo para todos.

Para los allí presentes ver los plásticos colgando de los tarayes, las adelfas, las cañaveras, enterrados bajo los sedimentos arrastrados por la tormenta, era como ver los millones de animales muertos en las orillas del Mar Menor. Ambos sucesos han sido la gota que ha colmado el vaso, la consecuencia de una mala gestión de los residuos, de un abuso y sobrexplotación de los recursos, de la permisividad de las administraciones para no vigilar y castigar a aquellos agricultores que no cumplen la normativa, de un modelo económico insostenible ambientalmente.

25 colectivos conservacionistas, ecologistas y naturalistas de Almería

 

© fotos : f. y j. gálvez - o. molina y sus autores . webdesign: espacioazul.net