Reciclarium

Reciclarium – Exposición colectiva temática en l’Atelier-Níjar del 12 de diciembre al 29 de febrero. El arte evoluciona en paralelo con nuestra sociedad como su fiel reflejo crítico.

Foto: Obra de Jean-Pierre Havin © Chloé VdM

Cuando la ecología y el medio ambiente llegan a ser una preocupación mayor, el arte se apropia del tema y no duda en reciclar los desperdicios cotidianos, hasta los menos recuperables. La inspiración se encuentra en los contenedores urbanos, en los vertederos, a las orillas de mares y ríos, en el campo… ¡Lamentablemente, se puede hacer buena cosecha en cualquier parte del planeta!

La recolección permite componer imágenes totalmente descontextualizadas de la utilidad o del estetismo por el cual estos elementos fueron concebidos. Además del interés por los materiales de desechos, está la curiosidad para incorporar nuevos materiales en la producción artística. Se puede decir que el reciclaje y el arte, cada vez más popular, se ha alimentado de las viejas vanguardias. Los collages de Picasso, los dadaístas, los “ready made” de Duchamps y la sacralización de Warhol (Pop Art), por ejemplo.

En los años cincuenta surge un movimiento en EEUU denominado Junk Art. Introduce en sus obras materiales sin valor, desperdicios urbanos y objetos de consumo recuperados bajo la forma de assemblages. Representa una rebelión contra la doctrina tradicional de materiales nobles y un deseo de mostrar que las obras de arte pueden crearse aprovechando objetos humildes y despreciables. En Italia es el Arte Povera que se adelantó en el tipo de materiales utilizados, incorporando elementos pocos usuales en esta época, como materias naturales, sacos de café, trapos, etc. abandonando los soportes tradicionales.

No se puede hablar de reciclaje sin mencionar a Drap-Art, fundada en 1995. “Se trata de un escaparate de las tendencias en arte que utilizan como recurso objets trouvés y materiales de desecho. Es una plataforma del sector emergente y artistas, diseñadores y artesanos de todo el mundo que utilizan la basura como materia prima; mantiene un foro de debate de teorías y utopías urbanas. Drap-Art supone un lugar de encuentro de especialistas con público en busca de vías alternativas en un mundo consagrado a la autodestrucción. Los hábitos de usar y tirar, adquiridos durante el siglo XX, deben reconducirse hacia la conciencia de que nada desaparece, todo se transforma”.

Foto: Obra de Safi © Safi

Foto: Obra de Sophie Cuendet © Chloé VdM

¿El arte reciclado es una tendencia, una vanguardia, una moda o el desarrollo lógico de lo que va a seguir proliferando en estos tiempos de crisis? Aunque parezca una paradoja hablar de arte y de basura, el reciclado es una manifestación lógica de nuestra sociedad de usar y tirar. Esta toma de conciencia promueve nuevos caminos para la abertura de pequeñas tiendas con iniciativas originales donde los artistas pueden encontrar, al igual que en un rastro, materiales de segunda mano para la creación de sus obras. Este concepto ha sido importado e imitado a partir de una iniciativa newyorquina. Seguro que tendrá éxito…y futuro!

En Almería, nuestras ramblas son, por desgracia, una verdadera mina y una fuente inagotable de materiales para cualquier artista reciclador. Casi todos los participantes de Reciclarium son artistas que trabajan e indagan en este campo desde años. Participan: Ana del Mar López, Chloé van der Mije, Estela García, Javier Termenón, Jean Pierre Havin, Magdalena Vara, María José Moreno, María José Payán, Marta Cañadell, Miguel Costales, Natalya Ramanova, Pedro Barranco, Safi y Sophie Cuendet.

Sophie Cuendet
Asociación artístico-cultural Tierra y Cultura Cabo de Gata- Níjar

© fotos : f. y j. gálvez - o. molina y sus autores . webdesign: espacioazul.net